¿Cómo tener una resaca saludable?

No, estoy siendo auspiciada por ninguna marca de cerveza light (y no se preocupen nunca lo haré), ni tampoco digo que tomar alcohol sea algo saludable, pero seamos sinceros es inevitable tomar algo para celebrar o cuando solamente te provoca, es parte de nuestro equilibrio. A algunas personas les gusta comer una hamburguesa con papas de vez en cuando y a otras tomar un par de tragos, así que para este último grupo les daré algunos tips para que puedan vencer la resaca y no caer en el círculo vicioso de alcohol + comer mal = sentirse mal. Pero teniendo en cuenta siempre que hasta ahora no existe una cura para la resaca. Y si te gustaron estos tips, compártelos, te aseguro que tus amigos te lo agradecerán.

Así que aquí vamos, ¡feliz resaca!

Toma agua entre tragos: El alcohol deshidrata, entonces ten como regla número 1 tomar 1 vaso de agua por cada onza de alcohol. Así te darás más tiempo de espaciar tus tragos también.

Haz una ¨camita¨saludable: Seguro que haz escuchado esto antes, debes de comer algo antes de tomar para que no te caiga mal. Pero siempre pensamos que algo que soportará el alcohol, como alimentos caloríficos: pan blanco, galletas, puré, arroz etc… Pero no necesariamente, necesitamos comer pero inteligentemente, alimentos con gran cantidad de nutrientes (como vitaminas, minerales) aka verduras, siempre acompañadas de algo de proteína como pescado, carne, tofu, tempeh, quinua etc. No digo que los carbohidratos sean malos, pero si los vas a comer, que sean integrales y no en grandes cantidades. Lo que queremos aquí es tener algo en el estómago para que el alcohol no pase inmediatamente a tu torrente sanguíneo literal, pero no sobrecargarlo. Un estudio publicado en el Journal of Forensic Science descubrió que los sujetos que bebían alcohol después de una comida absorbían el alcohol 3 veces más lentamente que cuando consumían alcohol con el estómago vacío.

Elige bien tu alcohol: Dentro de los 5 tipos de alcohol menos caloríficos están: vodka, gin, whisky, vino y cerveza. Claro que todos estos sin azúcar, jarabes, gaseosas o jugos azucarados. Elige agua tónica (sin azúcar) o agua con gas, limón.

Modérate: Sí, este tip suena bien básico y fácil, pero trata de hacerlo. Seguro que tomando agua entre tus tragos ayudará también, pero así como puedes decidir qué usar la noche que sales, seguramente que también puedes decidir cuánto alcohol tomas verdad? Y esta moderación con el alcohol traerá otra consecuencia que es moderación con la comida post tragos. Cuando nos excedemos con el alcohol la fregamos un poco con nuestras decisiones, y aquí les presento a mi ex amor: la bajona. Si eres como yo (era) cuando tomaba, me provocaba mucho comer justo después y claro, una excusa perfecta para comer en todos los food trucks que tenía a la vista. Así que si te moderas tomando, seguro lo harás también tomando mejores decisiones (aplica a otros temas no necesariamente comida, evidencia anecdótica). 

Ten estos en tu refri para el día siguiente: Alimentos ricos en potasio sobre todo como los espárragos, palta, apio, pepino, limón, cranberries, coliflor, alcachofa. Y sobre todo, mucha mucha agua y si no te provoca jugos o sopas con estos alimentos de la lista. Evita el café, te deshidrata más.

Descansa: Duerme, necesitas descansar y te recomiendo tomar magnesio antes de dormir o apenas te levantes, puede ayudarte a reponer los electrolitos perdidos.  

Datos curiosos pero importantes

– Pensarás que la resaca dura unas horas o máximo dos días, pero no, el efecto post tomar alcohol dura dos semanas aproximadamente. 

– El alcohol disminuye la serotonina en nuestro cerebro (hasta 14 días después de tomar alcohol) y existen personas que ya tienen estos niveles bajos como personas con depresión y ansiedad.

– Los hombres tienen una ventaja bioquímica sobre las mujeres al descomponer el alcohol, además de que nuestros ciclos hormonales pueden cambiar la forma en que nuestros cuerpos reaccionan al alcohol.

– Si tienes algún tipo de desequilibrio hormonal, beber alcohol no será la mejor opción. El alcohol puede alterar nuestro delicado equilibrio hormonal al aumentar el cortisol y el estrógeno al tiempo que disminuye la progesterona.

– Beber alcohol también agota los nutrientes como las vitaminas B, A, C y zinc.

– La cerveza tiene gluten, así que si tienes sensibilidad a este, evítala.

Disfruten las fiestas responsablemente, cuídense, se que es difícil en esta época sobre todo, pero definitivamente lo pueden hacer.

Referencias:

– Mis propias experiencias, aprendizaje puro (2010-2019).

– Samir Zakhari 2006, Overview: How Is Alcohol Metabolized by the Body: https://pubs.niaaa.nih.gov/publications/arh294/245-255.pdf

Artículos relacionados